jueves, 31 de diciembre de 2015

EL MASÓN LIBRE DE HARODIM

Imagen de un contrato bilateral o Indenture. En este tipo de contrato se escribían las condiciones dos veces, una para el Maestro y otra para el Aprendiz, y luego se cortaba de manera aleatoria y dentada, de manera que al componer de nuevo el documento se sabía por la coincidencia del corte que una parte se correspondía con la otra.

En esta entrada vamos a comentar el origen un Grado que actualmente está ubicado como Cuarto Orden Capitular del Rito Francés pero que tiene su origen en el malestar ocasionado entre los Masones operativos escoceses con motivo de la implantación del sistema de tres Grados y la actual leyenda de Hiram Abiff.

El Grado se denomina actualmente Masón Libre de Harodim, pero esta traducción errónea es fruto del desconocimiento, en su momento, del contenido original del Grado, amén de una cierta dificultad de traducción del nombre original.


Cuando un Aprendiz comenzaba su andadura como tal, su ingreso en el oficio estaba desprovisto de cualquier tipo de ceremonia ritual. De hecho no es lógico recibir ceremonialmente, ni mucho menos transmitir Palabras ni conocimiento de tipo alguno, a quien nada ha demostrado. Lo que hacía era firmar su Indenture, que en español traduciríamos por "Contrato de Aprendizaje", y a partir de entonces, y durante un período de 7 años, trabajaba para su Maestro por alimento, una modesta paga, y el privilegio de aprender su oficio. Hasta llegar a esos siete años el Aprendiz era denominado Indentured Apprentice (Aprendiz Contratado).  En el momento de firmar su Indenture, el Aprendiz contraía lo que legalmente se denominaban Bonds of Indenture, que podríamos traducir al español como Lazos de Aprendiz. El momento de finalizar el período de aprendizaje y convertirse en un Aprendiz Entrado era un hito en la vida profesional de cualquier Masón, pues a partir de ahí ya se convertía en un journeyman. Tanto las palabras Aprendiz Entrado como journeyman presentan su problema para la traducción. Entered Aprentice probablemente no significase Aprendiz Entrado sino Aprendiz Entero, es decir, que había terminado su formación. Tal y como reza el Artículo XIV del Maniscrito Regius:

..if that the master a prentice have
entirely then that he him teach.

... si el maestro toma un aprendiz 
debe enseñarle enteramente.


El concepto de journeyman (literalmente "hombre viajero") denota a un oficial formado y con libertad para trabajar donde desee, independientemente de que sea o no Compañero. Un gremio es una estructura que tiende siempre a restringir los grados por razones de naturaleza económica, de modo que por lo general un Aprendiz Entrado era un trabajador cualificado pero que todavía no había podido acceder al Compañerazgo o Maestría.

En Escocia se comenzó a crear un Grado de naturaleza operativa denominado Made Free from Harodim. El Grado estaba prácticamente a punto de extinguirse cuando el sistema de tres Grados y la leyenda hiramita moderna comenzaron a implantarse, lo que hizo revivir a este Grado como símbolo del descontento operativo ante este fenómeno.

Este Grado revivió en Durham (en el área comprendida entre Escocia y York), siendo trabajado por los Masones de Gateshead, Logia cuya patente databa de 1681. Curiosamente conocemos el momento exacto en que este Grado pasó de operativo a especulativo, lo que es realmente excepcional: el Hermano F. F. Schnitger era amigo personal del que posiblemente fuese el último Harod viviente, el Hermano R. R. Read, el cual además era Diputado Gran Maestro Provincial de la Marca. Read había recibido el Grado de su padre, quien a su vez lo había recibido de su abuelo, y el propio R. R. Read había ingresado de joven en la Logia como Aprendiz Contratado (Indentured Apprentice), al punto de que se decía que la Logia conservaba sus contratos operativos. Read incluyó entre los Grados Capitulares de Newcastle la condición de Libre de Lazos  (Made Free from Harodim). El éxito que tuvo este Grado en su momento se debía a que, justo cuando la Gran Logia de Escocia intentaba imponer el Tercer Grado hiramita (1735), este Grado materializó el sentimiento de rechazo operativo ante las innovaciones que venían de Londres. Alguien que se había liberado de sus Lazos de Aprendiz era un operativo de pies a cabeza, o como se denominaban entre ellos, era un Harod. Frente a ellos se encontraban aquellos que habían recibido el Tercer Grado hiramita, y a los que los Harods se referían bajo el título genérico de Maestro InglésEl Grado de Libre de Lazos de los Maestros fue llevado por los exiliados jacobitas a Francia, pero separado de las circunstancias que lo habían hecho prosperar se desnaturalizó, y la incomprensión del mismo llevó a la errónea traducción de Masón Libre de Harodim.


Un miembro de la Orden de Nautas del Arca Real explica la naturaleza de la Orden en una Logia de Marca. El conferenciante lleva puesto el Collar y el Mandil de los Nautas. Los tres Oficiales que hay en el centro de la Logia, y cuya función es comprobar las piedras labradas que les traen los obreros, son los Sobrestantes o Capataces.


Pero este Grado no fue el único que prosperó gracias al malestar de los operativos escoceses antes las innovaciones inglesas que estaba imponiendo la Gran Logia de Escocia. Seguramente el Grado más importante que nos ha llegado de naturaleza operativa ha sido La Marca, que inicialmente se confería en dos Grados: Masón de Marca y Maestro de Marca. La Marca es en realidad el Grado con más versiones diferentes a lo lago de la historia de la Masonería, pero resumiremos diciendo que, en general, había dos tipos de versiones: la escocesa, con un ritual breve, ausencia de Sobrestantes o Capataces y de naturaleza operativa, y la inglesa, gestada principalmente la zona de los Antiguos (Liverpool - Manchester - Bradford -York) y con carácter especulativo (Lecturas, Exhortaciones, etc.) y presencia de Sobrestantes.

La razón por la que se acabó implantando con tanto éxito en Escocia es que, en unos tiempos con cada vez mayor cantidad de Masones especulativos, La Marca volvía a dar prioridad a los operativos sobre los especulativos: un Masón de Marca estaba orgánicamente por encima de un Compañero, del mismo modo que un Maestro de Marca tenía prelación sobre un Maestro Masón. En Londres la Marca había quedado excluida tanto de la Unión Masónica de 1813 como de la fundación del Supremo Gran Capítulo del Arco Real en 1837, de modo que quedó en un limbo hasta que en 1856 se fundó la Gran Logia de Inglaterra y Gales de Maestros Masones de Marca. Curiosamente, en Londres únicamente conocían la versión escocesa de la Marca, de modo que adoptaron inicialmente un ritual corto; pero una comisión de miembros venidos del norte y oeste de Inglaterra y Gales solicitaron a la Gran Logia el cambio por un ritual inglés largo con Sobrestantes, de modo que en 1858 ya se estaba trabajando un ritual bastante semejante al actual.



Oficiales de una Logia de Nautas del Arca Real.


Otro importante Grado revivido como consecuencia del cambio de la Masonería fue la Orden de Nautas del Arca Real, de creación irlandesa. Pese a que la leyenda de Noé corresponde al Antiguo Testamento, Noé era concebido como un precursor de Cristo, de modo que, conforme la Masonería se fue descristianizando, el Grado quedó relegado. Sin embargo fue recuperado por los escoceses con la función de hacer de mutualidad para los Masones operativos, pues este Grado nunca era conferido a los aceptados. Tener Masones aceptados en la Logia era una cosa, pero eso no suponía que un cantero operativo estuviese dispuesto a pedirle dinero a alguien que, pese a ser miembro de la Logia, en realidad no formaba parte de su actividad profesional y además podía ser de una clase social más alta que la suya. De este modo la Orden de Nautas del Arca Real quedó convertida en un  Fondo de Caridad en el que únicamente participaban masones operativos.

Hay otro Grado del que se sabe también que únicamente se confería a operativos y nunca a aceptados: el Grado de San Lorenzo Mártir. Este Grado parece ser que se confería en el área de Liverpool, o que nuevamente nos hacer mirar hacia Irlanda, pero ignoramos a qué se debió el que quedase restringido a los operativos. Actualmente forma parte de los Grados Masónicos Aliados.


Joya del Grado de San Lorenzo Mártir


miércoles, 18 de noviembre de 2015

MEDIODÍA EN PUNTO.




Mediodía en punto es la traducción al español de la expresión inglesa high noon, que hace referencia al mediodía solar, el momento en que el sol ha alcanzado su cénit. A partir de ese momento empieza lo que los ingleses denominan afternoon, que equivaldría más o menos a la sobremesa española.


Para el inglés de a pié las palabras high noon evocan irremediablemente los duelos de pistoleros en el Oeste, que tradicionalmente tenían lugar al mediodía en punto. El caso más célebre es el de la película Solo ante el peligro, que en inglés se titula precisamente High noon

Actualmente en los principales rituales, tanto anglosajones como franceses, el significado masónico del Mediodía en Punto se ha perdido, y se emplea mal y sin saber lo que significa. Veamos estas frases, que corresponden al R.E.A.A.:

V.M.: Hermano Segundo Vigilante, ¿a qué hora comienzan su trabajos los Aprendices (o Compañeros o Maestros Masones)?
S.V.: A Mediodía, Venerable Maestro.
V.M.: ¿Qué hora es, Hermano Primer Vigilante?
P.V.: Mediodía en punto, Venerable Maestro
V.M.: Hermano Segundo Vigilante, ¿a qué hora terminan su trabajos los Aprendices (o Compañeros)?
S.V.: A Medianoche, Venerable Maestro.
V.M.: ¿Qué hora es, Hermano Primer Vigilante?
P.V.: Medianoche en punto, Venerable Maestro

Observemos que en los tres Grados se abre a Mediodía, pero únicamente en los de Aprendiz y Compañero se cierra a Medianoche.

En el Ritual de Emulación, donde también se ha perdido el significado del Mediodía en Punto, aparecen las siguientes referencias al Mediodía en Punto:


V.M.: Hermano. S.V., ¿qué hora es?
S.V.: Ya ha pasado el Mediodía, Venerable Maestro.
V.M.: ¿Cuál es vuestro deber?
S.V.: 
Llamar a los Hermanos del descanso al trabajo.

El hecho de que los Hermanos cesen en su trabajo a Mediodía era una costumbre operativa. Pero hay una segunda referencia que sí se aproxima más al significado original:


(...) el Templo, donde nuestro Maestro (Hiram Abiff) se había retirado para elevar sus oraciones al Altísimo, como era su costumbre habitual a la hora del Mediodía.

Para ver el significado original tenemos que remontarnos a 1730, pues es en Masonry Dissected, de Pritchard, donde encontramos la razón de ser del Mediodía en Punto:


¿Cómo acontenció su muerte (de Hiram Abiff)? 
En la construcción del Templo de Salomón él era el Maestro Masón, y al Mediodía en Punto, cuando los obreros iban a descansar, como era su costumbre habitual, él acudió a supervisar los trabajos (...) y al tercer golpe le derribó sin vida a sus pies.

¿Cómo se deshicieron de él?
Lo sacaron por la Puerta Oeste del templo y lo escondieron bajo unos escombros hasta que fuese de nuevo Mediodía en Punto (...and hid him under some Rubbish till High 12 again).
¿A qué hora fue?
A Medianoche en Punto, cuando los obreros estaba descansando.


Tenemos entonces que el Mediodía y la Medianoche pueden entenderse de dos maneras opuestas: desde el punto de vista operativo, donde los Hermanos comienzan a descansar al mediodía, o bien desde el punto de vista simbólico, donde los Hermanos abren trabajos al Mediodía en Punto y los cesan a Medianoche en Punto. Por otra parte tenemos que plantearnos qué hacía Hiram Abiff (el Centro) a Mediodía en Punto, lo que según Masonry Dissected era supervisar los trabajos y según Emulación era elevar sus oraciones al Altísimo

Pero aun con todo, lo más enigmático es la frase lo escondieron bajo unos escombros hasta que fuese de nuevo Mediodía en Punto. ¿Qué clase de muerto puede esperar que pueda ser de nuevo Mediodía en Punto?

Estos son dos textos de Walter Leslie Wilmshurst que creo que pueden resultar sumamente esclarecedores a este respecto:

En una parte alejada de nuestro Imperio vive un hombre que es, en el sentido más absoluto, un Maestro Masón. Hace años que se embarcó en la gran búsqueda de la Luz, y tras la necesaria preparación bajo otro Maestro alcanzó la gran experiencia espiritual que cambió toda su naturaleza y le elevó permanentemente de la oscuridad a la Luz. Vale la pena que conozcáis como es la vida diaria de un hombre tal, pues se ajusta literalmente a nuestra herramienta simbólica, la regla de 24 pulgadas, en su empleo de las 24 horas del día. Durante al menos dos horas diarias se retira por completo de todos los asuntos externos, poniendo su puerta a cubierto contra cualquier intrusión mundana, y abre la logia de su alma a las profundidades del centro, entrando en comunión extática e idílica con el Altísimo. Es su Mediodía en punto. Durante otras dos horas del día duerme; ese breve período, junto con un mínimo de comida sencilla, basta para darle descanso y recuperar sus energías corporales, pues su verdadero descanso y sostén proviene de la paz sobrenatural y alimento de vida que le viene de su Centro. Las restantes veinte horas del día las consagra a trabajar incansablemente por el interés de sus compatriotas y en el desarrollo espiritual de aquellos puestos bajo su guía. Podéis estar tentados de pensar que lleva una vida nada práctica recluido en una celda o en el bosque. Al contrario, es un personaje prominente que ha sido nombrado Caballero por su servicio público; es Consejero Real, Secretario de Justicia de una extensa provincia, un intelectual cultivado tanto en inglés como en otras lenguas y autor de importantes libros. He preguntado a funcionarios del Gobierno Británico que trabajaron con él durante años si percibieron algo distinto en él, pero no notaron nada y permanecieron totalmente ciegos al extraordinario poder espiritual y santidad que se hallaba tras su aspecto exterior. Él es uno de aquellos que ha encontrado (y vive de Él) el Centro Divino de su ser - ese punto en la Oscuridad en que el Maestro Masón no puede errar – y que consecuentemente posee una Sabiduría y poderes más allá de la imaginación del mundo profano.
La Iniciación Masónica
W.L. Wilmshurst 



(El siguiente texto no es continuación del anterior, sino que está extraído de un párrafo que hace referencia a los Antiguos Misterios)

Como resultado de su purificación y trabajo se había convertido en un iluminado y se decía, en un sentido místico, que tenía doce años de edad. De ser Piedra Bruta se había convertido en una perfecta Piedra Cúbica, un sillar apto para la construcción de la Ciudad Santa que, según se nos dice en el Apocalipsis, es de forma cuadrangular y tiene doce puertas que siempre se hallan abiertas. Pues todas las partes de su organismo se encuentran ahora equilibradas y compensadas, y todas sus puertas (o canales de comunicación con el mundo divino) que ya no se encuentran cerradas ni cegadas por la oscuridad de sus anteriores impurezas, permanecen abiertas para que entre por ellas la verdadera Luz. En Masonería, esta condición se denomina Mediodía en punto; y aquel que la alcance será como Hiram Abiff, en comunión constante e invariable adoración al Altísimo.
La Iniciación Masónica  W.L. Wilmshurst  




Walter Leslie Wilmshurst (1867 - 1939)

sábado, 26 de septiembre de 2015

ÓRDENES PARAMASÓNICAS.



En países como España tendemos a pensar que la Masonería es algo perfectamente delimitado y diferenciado del resto de prácticas sociales y espirituales; sin embargo, en las naciones anglosajonas resulta mucho más difícil decir hasta dónde llega el carácter masónico de una asociación.

Ya hemos hablado alguna vez en este blog del carácter profundamente gregario de los anglosajones, que provoca que creen asociaciones de todo tipo. Si a esto añadimos que han conseguido hacer que fe religiosa y libertad política vayan de la mano, el resultado es la pervivencia de unos patrones sociales que en la Europa continental desaparecieron hace ya siglos.


ESTADOS UNIDOS DE AMÉRICA

Vamos a comenzar con EE.UU. porque, en el tema paramasónico, son los que se llevan la palma. Lo primero que conviene tener en cuenta es que EE.UU. es una nación creada como refugio de las minorías religiosas perseguidas en Europa, y en la que la Masonería crea un cierto nexo existencial en el sentido de que es el punto de encuentro donde las distintas religiones pueden encontrarse. El símbolo de esta unidad dentro de la diversidad religiosa ha sido la Estrella de Cinco Puntas, que aparece en su bandera representando a sus cincuenta estados, así como en sus fuerzas armadas y en su Secretaría de Defensa, que por esto se construyó con forma de pentágono.

La definición de la Estrella de Cinco Puntas que da el Congreso de los Estados Unidos es de evidente perfil masónico:

La Estrella es considerada como símbolo de los Cielos y el fin divino al que el hombre ha aspirado desde tiempo inmemorial.

Esta característica de EE.UU. queda fielmente reflejada en su simbología militar, en la que la Estrella de Cinco Puntas juega un papel semejante al de la Cruz que portaban los cruzados en sus escudos. Es el símbolo que representa el alma de a la nación. E pluribus unum.


Debido al espíritu religioso de la sociedad estadounidense, era lógico que a las asociaciones formadas en Estados Unidos se les intentase dotar de cierta sacralidad, del mismo modo que los gremios europeos se reunían en las capillas de la catedral y pronunciaban sus juramentos bajo la advocación de su santo patrón. Ahora bien, ¿cómo hacer para que puedan conjurarse un grupo de personas donde uno es protestante, el otro judío, y el otro católico, metodista o musulmán? Para eso está la Masonería (esto debería hacer reflexionar a aquellos que creen que la Masonería conlleva un laicismo agresivo cuyo fin es la eliminación de todo vestigio de espiritualidad).

Medalla de la Logia nº
367 de la Asociación
Anti-Cuatreros.
Vamos a comenzar por la ASOCIACIÓN ANTICUATREROS (Anti- Horse Thief Association). A diferencia de en Europa, en EE.UU. el estado no tiene el monopolio de la violencia, y los individuos pueden ejercerla para defenderse con cierta flexibilidad. Esta es una de las Órdenes paramasónicas más numerosas, pues cuenta actualmente con unos 40.000 miembros a lo largo y ancho del país, y aunque surgió en el Siglo XIX actualmente ha extendido sus programas de seguridad a las ciudades y a actividades que ya no tienen que ver con la ganadería, siendo esas subórdenes conocidas como Asociación Antirrobo (Anti-Thief Association). El lema de ambas Asociaciones es: "Proteger al inocente, llevar el culpable ante la justicia".




Presidente: Hermano Guarda, cuando la Logia de la Asociación Antirrobo (o Anti-Cuatreros) va a ser abierta, ¿cuál es vuestro lugar en la Logia y cuáles son vuestros deberes?
Guarda: Mi lugar es junto a la puerta, para no permitir que nadie entre o salga sin vuestro permiso.
Presidente: Hermano Vicepresidente, ¿cuál es vuestro lugar en la Logia y cuáles vuestros deberes?
Vicepresidente: Mi lugar en la Logia es delante o a la derecha del Presidente, y mis deberes asistiros para mantener el orden y decoro en la Logia, ocupar vuestra silla cuando quede temporalmente vacante, asistir en la Iniciación de Candidatos, y desempeñar las funciones que los reglamentos y estatutos de la Orden dispongan.


(...)



OBLIGACIÓN 

Yo (nombre), juro o afirmo solemnemente que solicito entrar en la Orden Subordinada nº ... de la Orden Antirrobo (o Anti-Cuatreros) por razones puras, y que una vez miembro mantendré inviolados y secretos todos los Signos, Palabras de Paso y Toques que deban mantenerse en secreto, (...) que no introduciré balotas negras contra ningún Candidato por enemistad personal o por razones políticas y religiosas; que no engañaré o defraudaré a ningún miembro de la Orden, o permitiré que otro lo haga si está en mi mano evitarlo; que guardaré los secretos de todo Hermano de la Orden mientras permanezca dentro de la ley, y que protegeré y defenderé en todo momento tanto a los miembros de la Orden como a sus familias; que guardaré su propiedad contra el robo, expoliación o maltrato por parte de ladrones, saqueadores y vándalos, y que en ningún caso otorgaré protección, de manera consciente, a ningún criminal o delincuente, sino que prestaré toda mi ayuda para su captura, con la ayuda de Dios. 




Foto de familia de una Logia de la Asociación Anti-Cuatreros en 1909 en Oklahoma.



Patrulla de la Asociación Anti-Cuatreros en la actualidad, también en Oklahoma.

No obstante, lo normal es que estas órdenes no sean para fines tan espectaculares como ir armados a dar tiros a los ladrones si es menester. Aquí tenéis una lista sumamente resumida de órdenes paramasónicas estadounidenses:


ÓRDENES DE ÍNDOLE PROFESIONAL

Asociación Unificada de Trabajadores del Hierro, Acero y Latón de EE.UU
Asociación Unificada de Trabajadores de Ferrocarriles Eléctricos y Urbanos de EE.UU
Hermandad de Administrativos del Ferrocarril
Hermandad de Marineros Norteamericanos
Unión Cooperativa y Educativa de Granjeros Negros de Carolina
Hermandad de Pintores, Decoradores y Empapeladores de Norteamérica
Orden de Revisores de Coches-Camas
Orden Nacional de Cristaleros
Unión de Carpinteros y Ebanistas de Norteamérica


...y como estas por docenas. En general los rituales son muy parecidos, haciendo la Obligación hincapié en que el nuevo miembro cumplirá los Estatutos y asistirá a las reuniones de la asociación.


Gran Logia de Queensland de la Real Orden Antediluviana de Búfalos.



Los Picapiedra,
caracterizados
como Búfalos.
ÓRDENES DE BENEFICENCIA

Real Orden Antediluviana de Búfalos (Los Búfalos)
Orden Benéfica del Ciervo (Los Ciervos)
Orden Independiente de Tipos Raros (Los Odd-Fellows)
Antigua Orden de Nobles del Relicario Místico (Los Shriners)
Orden de Leones (Los Leones)


ÓRDENES DE INMIGRANTES

Hermandad Escandinava
Orden de Hijos de Italia
Hermandad Danesa
Sociedad Checoslovaca de América
Orden de Hijos de Noruega
Deutsche Orden der Harugari



Desfile benéfico de los Shriners. Para entrar en los Shriners es requisito indispensable ser Maestro Masón.


FRATERNIDADES MILITARES

Alianza Hispano-Americana
Veteranos Inválidos de Norteamérica
Orden Militar de la Serpiente


ÓRDENES DE AUTOAYUDA

Unión Independiente de Ayuda Afroamericana
Fraternidad de Providencia
Orden de Protección Mutua de Artesanos
Unión de Ayuda Fraternal
Orden de Tonti


Remarco la Orden de Tonti por lo curioso de la misma. Toma su nombre del banquero napolitano Lorenzo Tonti. La tontina consistía en que una serie de miembros ponían una cantidad de dinero en común y se invertía. Cada vez que moría uno se repartían los intereses, y el último en sobrevivir se llevaba los intereses y todo el capital invertido. Como sistema de asegurarse una pensión era eficaz; el problema es que los miembros comenzaban a asesinarse entre sí para beneficiarse económicamente, por lo que la tontina acabó siendo prohibida en todos los países. El ritual es, como siempre, bastante similar al resto de asociaciones:

Presidente: Marshall, examinad a todos los presentes por la actual palabra de paso. Ved que las puertas exterior e interior están secretamente guardadas, y que todos lo miembros portan la regalía de la Orden.
Marshall: Hermano Presidente, encuentro la cámara debidamente a cubierto, a los Oficiales ocupando sus puestos, y a todos los presentes titulados para permanecer con nosotros.
Presidente: Vicepresidente, ¿cuál es vuestro deber en Logia?
Vicepresidente: asistiros para mantener el orden mientras la Logia está abierta, ayudar en los trabajos y, en vuestra ausencia, realizar las funciones de Presidente.
Presidente: Capellán, ¿vuestro deber en Logia?
Capellán: elevar plegarias en nombre de la Logia.
Presidente: Secretario, ¿vuestro deber en Logia?
Secretario: llevar un correcto registro de los asuntos de la Logia, enviar correspondencia, etc.
Presidente: Tesorero, ¿vuestro deber en Logia?
Tesorero: recibir el dinero del Secretario y distribuirlo cuando lo disponga la Logia.
Presidente: Guarda, ¿vuestro deber en Logia?
Guarda: guardar la entrada a la Logia, y no admitir a nadie sin la adecuada Palabra de Paso, salvo que el Presidente o el Vicepresidente me lo ordenen.
Presidente: Centinela, ¿vuestro deber en Logia?
Centinela: guardar la puerta exterior y asegurarme de que nadie se acerca, salvo que yo tenga conocimiento de que tiene privilegio para hacerlo.

(...)

Yo (nombre), en presencia de estos miembros prometo y juro solemnemente que apoyaré y obedeceré la Constitución y las Leyes de la Orden de Tonti, así como los Estatutos de esta o cualquier Logia subordinada de la que pueda ser miembro. Seré leal a los principios de la Orden, haciendo todo lo que esté en mi mano para promover su crecimiento y su prosperidad en el exterior. No haré mal ni defraudaré a un Hermano miembro, ni permitiré que otros lo hagan si está en mi mano impedirlo. Y a todo Hermano afligido le prestaré tanta ayuda como me sea posible sin causar perjuicio a mi familia o a mí mismo. Cumpliré con los términos de mi Certificado de Fondo de Ayuda, pagando puntualmente todas las cuotas y capitaciones necesarias para su mantenimiento, mientras sea miembro de la Orden, y estaré presente en todas las reuniones de esta Logia que me sea posible. (...) Me comprometo a no comunicar los secretos o asuntos internos de la Orden de Tonti a nadie que no sea miembro de la Orden, y a no revelar las Palabras de Paso ni Signos de la Orden a nadie, excepto cuando deba hacerlo como Oficial, y no sin antes asegurarme de que el miembro se halla al corriente del pago de sus cuotas. (...) Comprendo plenamente esta Solemne Obligación, y comprometo mi sagrado honor en su leal cumplimiento. Amén.


ÓRDENES DE CARÁCTER ÉTNICO

Orden de los Hombres Rojos
Órdenes de las Águilas Rojas
Orden de los Clanes Escoceses
Montañeses Reales


Estas son otras fraternidades paramasónicas norteamericanas, dentro de las centenares que hay:

Orden de Bufones
Orden Fraternal de Peregrinos
Noble Pero Ligeramente Deshonorable Orden de la Masonería del Corcho
Orden de Guardabosques
Orden Independiente de Buenos Samaritanos e Hijas de Samaria
Caballeros del Antiguo Orden Esenio
Caballeros de Cerbero
Leal Legión Mística de Norteamérica
Orden de los Iroqueses
Príncipes de Siracusa
Hijos de Osiris
Madereros del Mundo



REINO UNIDO DE GRAN BRETAÑA E IRLANDA DEL NORTE

La historia de la Masonería en el Reino Unido está marcada por una ley emitida cuyos efectos siguen siendo hoy en día muy marcados: el Acta de Sociedades Ilegales de 1799. En el mundo hispanohablante esta ley es casi desconocida, pero para los Masones británicos es omnipresente. Permitidme poner ejemplo que viví en primera persona.


Convocatoria de la Logia Jávea nº 40 de la Gran Logia de España. En el reverso, como es habitual en las Logias de habla inglesa, se hace figurar el nombre completo de todos los miembros junto con su número de teléfono, correo electrónico y fecha de incorporación o Iniciación. En 2005 todavía se hacía figurar el domicilio de cada Hermano.


Un servidor se incorporó a la Logia Oliva - La Safor nº 112 hacia 2006. Acostumbrado como estaba al secretismo de mi anterior Logia española, donde todo eran nombres simbólicos, tripuntos y toda serie de mecanismos para ocultar la identidad de los miembros, al entrar en la Logia de Oliva ví mi nombre íntegro publicado en el reverso de la Convocatoria junto con mi domicio, correo electrónico y número de teléfono. No me importó, pero como me chocó, se lo comenté al Secretario, el cual, sin mirarme y como quien dice la cosa más obvia del mundo, respondió: "Sí... es por el Acta de Sociedades Ilegales".

Hacia finales del Siglo XVIII se estaban creando en suelo británico toda clase de sociedades paramasónicas. Entre estas asociaciones había algunas de carácter sindical, otras que funcionaban como mutuas, pero lo que hizo que el gobierno llegase a temerlas fue el hecho de que, mientras que Gran Bretaña se defendía de Napoleón, se le estaban creando en su interior asociaciones radicales que podían facilitar la entrada a tropas francesas.


Inspirados por la Revolución Francesa, a finales del Siglo XVIII se funda en Irlanda del Norte la asociación de los Voluntarios (Volunteers), paso previo a la formación, en 1791, por parte tanto de católicos como de presbiterianos, de los Irlandeses Unidos (United Irishmen). Bajo el lema de «Igualdad — Es la nueva lucha y será escuchada», esta asociación tendrá como fin promover inicialmente una radical reforma parlamentaria, así como la igualdad entre los irlandeses de todas las confesiones, para posteriormente abogar por la independencia de Irlanda y la creación de una república. Un fenómeno semejante surgió en Escocia (United Scotsmen) y en la propia Inglaterra (United Englishmen). Estas asociaciones paramilitares contaron siempre con un gran número de masones, y constituyeron su estructura y simbolismo a semejanza de la Masonería, al punto de crear Logias específicamente compuestas por miembros de estos movimientos, tales como la First Volunteer Lodge of Ireland nº 620, o regimientos de masones, como los Lowtherstown Masonic Volunteers. Además, debido a la secular anglofobia irlandesa, que se añadía a su ideología política revolucionaria, los United Irishmen habían contado con el apoyo de tropas francesas desembarcadas, lo que los convertía en auténticos quintacolumnistas.



Fundación de los Irlandeses Unidos en 1798.



Así las cosas, el gobierno británico se propuso zanjar el asunto prohibiendo absolutamente cualquier tipo de asociación que exigiese juramentos a sus miembros. Debe ser la única vez que Antiguos y Modernos trabajaron juntos en aras de un objetivo común, pues tanto el Duque de Atholl, en Gran Maestro de los Antiguos, como el Conde de Moira, Gran Maestro de los Modernos, acudieron a una reunión con el Primer Ministro para pedirle que se excluyese a la Masonería de la Ley de Sociedades Ilegales argumentando la naturaleza moral y filantrópica de la Orden. El precio a pagar fue que las Logias proporcionarían al estado una relación de sus miembros que especificaría nombre, edad, domicilio y profesión. La Corona exigió además que ambas obediencias se unificasen, con lo que comenzó el camino (forzoso) para la reunificación de 1813.

No obstante, algunas de las asociaciones paramasónicas británicas han sobrevivido. Entre ellas destacan dos: la Orden de Druidas y la Orden de Orange.


ORDEN DE ORANGE

La Orden de Orange, fundada en 1785, es de índole protestante. En el Ulster, decir protestante significa decir unionista, y decir católico significa decir nacionalista irlandés. Esta Orden es muy conocida por los conflictos que origina anualmente en su intento por desfilar por los barrios católicos. Como una imagen vale por mil palabras, tras este extracto del ritual pongo dos vídeos que ilustran el ambiente en el que se mueve la Orden de Orange. Añado también la fachada de un bar orangista en Benidorm (Alicante), repleta de simbolismo masónico Antiguo. La Orden de Orange consta de los Grados Masónicos originales irlandeses: Grado Naranja (Aprendiz), Grado Azul (Compañero-Maestro) y Arco Real.


Venerable Maestro: amigo, una vez que estos Hermanos han asegurado que habéis sido debidamente informado de los deberes de todo auténtico Orangista, y habiéndoseme asegurado que sois de buena reputación, así como un buen y leal Protestante y un leal súbdito del Rey, nada deseo más, para mi satisfacción y la de los Hermanos presentes, que escuchar de vuestros propios labios respuestas claras a las siguientes preguntas:

¿Prometéis apoyar la religión protestante y luchar esforzadamente para propagar sus doctrinas y preceptos? ¿Os esforzaréis por seguir la guía del Espíritu Santo y comportaros tanto en público como en privado según esta profesión de fe? ¿Haréis todo lo que de vos dependa, tanto en público como en privado, por armonizar vuestros actos con los principios de esta Orden de Orange?

Candidato: lo prometo, y con la ayuda de Dios me esforzaré por obrar así.

(...)

Candidato: Yo (nombre), prometo solemne y voluntariamente que profesaré lealtad a Su Maestad y a sus legítimos herederos en la Soberanía de Gran Bretaña e Irlanda, en este Su Dominio y en la Provincia de ..., mientras Él o Ella apoye y mantenga la religión protestante.

(...)



Desfile de la Orden de Orange en Whiterock (Ulster)


Disturbios en Belfast para impedir el paso de un
desfile de la Orden de Orange por barrios católicos.


Bar orangista en Benidorm (Alicante).




ANTIGUA ORDEN DE DRUIDAS

La Antigua Orden de Druidas es la otra gran orden que pudo sobrevivir junto a la Masonería. De carácter benéfico y moral, fue fundado en 1781, llegando a alcanzar los 200.000 miembros en  1831. Consta de dos Grados: Grado Primitivo y Arco Real. Históricamente ha tenido una gran presencia en todo el entorno anglosajón, pero actualmente su presencia es vestigial.


Foto de Winston Churchill en el día de su Iniciación en la Logia Albion de la Antigua Orden de Druidas, el 15 de agosto de 1908.


Logia de Druidas en Sheffield.



Miembros de la Antediluviana Orden de Búfalos de Inglaterra haciendo entrega de una donación.

miércoles, 29 de julio de 2015

LA GRAN LOGIA DE YORK.



Panorámica de York.

La fundación de la Gran Logia de Londres y Westminster (Los Modernos) en 1717 preocupó de manera notable a las Logias esparcidas por Gran Bretaña que seguían fieles a los supuestos tradicionales. Hoy en día solemos asociar la oposición a Los Modernos con  Los Antiguos. Pero en realidad hubo tres Grandes Logias que intentaron frenar la deriva latitudinaria de la nueva Masonería de Londres.

1) La Gran Logia de York, con actas registradas desde 1705 y que en 1726 se erigió en Gran Logia con el propósito de frenar la serie de innovaciones introducidas en Londres, promulgándose Gran Logia de Toda Inglaterra con sede en York. Esta Gran Logia contó con unas 14 Logias.

2) La Gran Logia de Toda Inglaterra al Sur del Río Trent. Esta Gran Logia surgió en 1779 cuando la Logia de Antiguedad (antigua Logia del Ganso y la Parrilla) y otros Masones del sur de Inglaterra abandonaron a Los Modernos para unirse a la Gran Logia de York. Esta Gran Logia contó con 3 Logias.

3) La Gran Logia de Masones Libres y Aceptados conforme a las Antiguas Instituciones, o como se les conoce habitualmente, Los Antiguos, Obediencia fundada en 1751. Esta Obediencia es la más famosa debido a que, gracias a su membresía irlandesa, así como al apoyo de las Grandes Logias de Irlanda y Escocia, forzó a Los Modernos a aceptar unas condiciones en la Unión de 1813 que ha configurado la Masonería inglesa hasta nuestros días. Esta Gran Logia contó con 260 Logias.

Como el tamaño sí importa, y a efectos comparativos, decir que, en 1813, Los Modernos contaban con 386 Logias, por las citadas 260 los Antiguos, quienes contaban además con un colosal apoyo desde Irlanda: ya en 1800 la Gran Logia de Irlanda contaba con 524 Logias, cifra que ascendió a casi 750 antes de la Hambruna de la Patata. En las Colonias Americanas los Modernos contaban con unas 480, mientras los Antiguos contaban con unas 450 (tengamos en cuenta que los Antiguos se fundan en 1751, mientras los Modernos había emitido patentes desde 1725). En Estados Unidos no hubo fusión como en Inglaterra. Durante la Guerra de Independencia, las Logias Modernas, por su membresía funcionarial y de clase alta, se pusieron de parte de la metrópoli, mientras los rebeldes se reunían en Logias Antiguas, de carácter mucho más popular. La victoria de la rebelión supuso también la victoria del modelo antiguo, y por eso hoy en los Estados Unidos se trabajan únicamente variantes del Rito de York (el R.E.A.A. allí comienza en el Grado 4º, los Grados Simbólicos se hacen siempre en York).


Como en otras ocasiones, conviene comenzar con un poco de geografía. El condado de Y0rk, hoy dividido en distintas jurisdicciones administrativas, era casi un estado dentro de la propia Inglaterra, y desde luego el condado más extenso. Ese condado desmesuradamente grande que aparece en púrpura en el norte de Inglaterra es York (Yorkshire, comarca de York). York había sido fundada por los romanos como Eboracum, y durante toda la Edad Media fue la segunda ciudad más grande de Inglaterra, después de Londres. Sin embargo, al encontrarse alejada de las cuencas carboníferas de la Revolución Industrial, decayó. Si ponemos el mapa actual de esa misma área nos damos cuenta de que al este se haya toda el área industrial del sur de los Montes Peninos, con el puerto de Liverpool como puerta de entrada de nuestros omnipresentes amigos irlandeses.





MODERNOS Y TRADICIONALES

La perspectiva que se tiene hoy día de las diferencias entre Masonería tradicional y Los Modernos está basada en las grandes cuestiones que separaban a londinenses e irlandeses; y en realidad, esto es cierto también para la Gran Logia de York en lo referente al carácter místico de la Masonería (esta Gran Logia fue la primera que realizó una Exaltación al Arco Real en suelo inglés, en 1752). Sin embargo, la Masonería de los 1720s era muy distinta a la de solo 50 años después, y cosas que hoy nos parecen habituales en aquel momento fueron objeto de malestar. 

Algo que no gustó a las Logias fue el hecho de que, en 1726, Désaguliers abandonase la costumbre de realizar el trazado del suelo con carboncillo y pasta caliza para pasar a hacerlo con cintas y clavos; pero esto al fin y al cabo era accesorio. Mucha más preocupación causó el hecho de que se estuviese alterando la estructura de Grados (el Grado de Compañero se estaba convirtiendo en el de Maestro, y un nuevo Grado de Compañero comenzase a desprenderse del Primer Grado). Además, se estaba creando una leyenda del Tercer Grado totalmente nueva que daba más importancia al Templo del Rey Salomón, conforme a los gustos londinenses y preferencias hannoverianas. Posteriormente esta leyenda y la estructura de tres Grados tuvieron un éxito indiscutible, pero en aquel momento eran contempladas con recelo.


Procesión masónica de la Gran Logia Unida de Inglaterra a finales del Siglo XIX.


Otro hábito de los Modernos que soliviantaba mucho a los masones tradicionales era la excesiva pompa y circunstancia de sus procesiones. En los eventos principales, los Modernos tenían la costumbre de celebrar la Tenida en unas instalaciones y el Ágape en una taberna más o menos cercana, pero invariablemente organizaban una vistosa procesión para ir de un sitio a otro, luciendo su regalía en público. No obstante la diferencia que iba a ser insalvable es la referente a la concepción mística de la Masonería. La ausencia de documentación debida a la Revuelta Jacobita nos impide saber a ciencia cierta desde qué momento de finales de los 1740s la Gran Logia de York había adoptado el Arco Real. Documentalmente sí hay certeza de que en 1752 se celebró la primera Exaltación en suelo inglés, obviamente en York, y en 1779 está documentada también la práctica del Grado de Caballero Templario, Grado que fue bloqueado por el moderno Duque de Sussex tras la Unión de 1813, y que únicamente pudo restaurarse en Inglaterra tras su muerte, en 1843, momento en que el Templarismo pudo comenzar a ocupar su lugar en el organigrama masónico inglés.



LOS PRIMEROS RASTROS DE MASONERÍA ESPECULATIVA

Libro de actas de la Gran Logia de York desde 1705 hasta 1734.

La primera prueba documental de la presencia de Masones no operativos en York data de aproximadamente 1600. En los Rollos de York que se conservan, en el Manuscrito York nº 1 aparece un párrafo que reza:


Manuscrito York nº 1


An Anaigrame upon the name of Masonrie
William Kay to his friend Robert Preston
upon his Artt of Masonrie as followeth

Un anagrama en nombre de la Masonería
de William Kay a su amigo Robert Preston
acerca de su Arte de Masonería, tal y como sigue

El manuscrito está datado hacia 1600, como puede apreciarse por su inglés moderno temprano. De William Kay y Robert Preston sabemos que tenían el estatus de Freemen, y que debían ser personas de buena posición en York, pues en 1569 William Kay se convirtió en miembro aceptado del Gremio de Guarnicioneros (arreos para caballos) y en 1571 Preston entró como miembro aceptado del Gremio de Pescaderos -los miembros aceptados en esta época lo eran para que el gremio tuviese más peso en el gobierno municipal-.


1663 En el Masonic Hall de York se encuentra una mesa de caoba con una inscripción de 45 cms en la que figuran dos nombres de Masones (la estrella de David indica su filiación masónica):





John Drake estaba adscrito al servicio de la Catedral del York y era primo del padre del Dr. Francis Drake, alma mater de la Gran Logia de York. William Baron fue verdulero desde 1662 y en 1677 se convirtió en Sheriff de York, y John Baron era familiar suyo. 

En 1705 la Logia de Scarborough, en la costa del condado de York, había recibido a seis Masones Aceptados, y en 1713, en una Tenida en Bradford, fueron aceptados 18 Masones no operativos.



YORK O EL ALMA RELIGIOSA DEL NORTE DE INGLATERRA


La ciudad de York es un símbolo en sí, y un símbolo de naturaleza religiosa. A pesar de haber menguado en su importancia política, desde el punto de vista religioso sigue siendo la capital del norte de Inglaterra. York es la ciudad los Mystery Plays, donde los 48 gremios representaban un auto todos los años en el día del Corpus Christi, desde 1369 hasta 1570. En la foto adjunta figuran en rojo las diócesis anglicanas que dependen de York, y en amarillo las que dependen de Canterbury. Y no solo era la capital religiosa de una mitad de la Iglesia Anglicana, sino que también estaba situada en un área donde, en el Siglo XVIII, aproximadamente el 25% de la población era recusante, es decir, a pesar de los impuestos extras y la pérdida de derechos civiles, no había renunciado a la fe católica y eran considerados por la Corona como potenciales enemigos. Es más, un año antes de la decisiva batalla de Culloden, las tropas de Bonnie Prince Charles atravesaron la ciudad de York sin que hubiese el más mínimo incidente con la población local. Dicho sin rodeos: York era una ciudad jacobita y con muy escasa simpatía por la dinastía hannoveriana que reinaba en la lejana Londres, entonces a más de una semana de distancia por los caminos de la época.





1726 LA FUNDACIÓN DE LA GRAN LOGIA


Dr. Francis Drake
Hasta 1726, la Logia de York se consideraba la Logia Madre de las Logias inglesas, pues hacía remontar su pedigrí al año 926. Según una versión de las Antiguas Obligaciones, en 926 el Rey anglosajón Athelstan habría concedido a la Masoneria de York una Patente Real de rango superior al emitido por la Iglesia o cualquier otro Señor, y el propio Athelstan fue el primer Maestro de la Fraternidad de Masones, título que supuestamente pasó a su hijo Edwin. Es obligatorio decir que no hay ningún registro de la época que corrobore esto, del mismo modo que no existe rastro documental del Príncipe Edwin ni de la mencionada Patente. Realmente es indiferente, pues aunque en la Revolución Industrial York se convertiría en una pequeña ciudad de provincias debido a no estar situada en la cuenca carbonífera, durante toda la historia de Inglaterra York había sido la gran ciudad del norte, y su nombre todavía evocaba su pasada grandeza.

A diferencia de los Antiguos, por lo general desconocidos inmigrantes irlandeses, los Grandes Maestros de York (que en la etapa previa a la revuelta jacobita se denominaban Presidentes) son personajes no solo bien documentados sino que también se conservan sus retratos, dado que eran personas de relevancia en la ciudad.  En el libro del Dr. Harrison La Gran Logia de York encontramos sus biografías y retratos. Sin embargo un nombre destaca sobre todos los demás por ser la auténtica alma de la Gran Logia de York, el Dr. Francis Drake. En 1726, en el Merchant Adventurer's Hall (actualmente convertido en museo), Francis Drake pronunciaba ante un grupo de masones yorquinos el siguiente discurso: que levantó aplausos enfervorizados:

Podemos presumir de que la primera Gran Logia jamás formada en Inglaterra fue formada en esta ciudad de York, donde Edwin, el primer Rey cristiano de los Norteumbríos, hacia el año seiscientos, puso los cimientos de nuestra Catedral, y se sentó como Gran Maestro. Esto es suficiente para tengamos que disputar la superioridad a las Logias de Londres. Pero como algo así no debería suceder en una sociedad tan fraternal, les dejaremos que disfruten del título de Gran Maestro. ¡Pero solo a nosotros nos corresponde el TOTIUS ANGLIAE, el cual es nuestro exclusivo derecho!

El Merchant's Hall rompió en unos aplausos casi extáticos. Drake no solo contradecía la versión de Anderson acerca de lo acontecido en York, sino que reclamaba un pedigrí incomparablemente más antiguo y el derecho a regir sobre toda Inglaterra (Totius Angliae). Sin embargo, la creciente agitación jacobita y la Revuelta protagonizada por tropas escocesas en suelo inglés pronto obligaría a posponer los planes.




1736 - 1750 LA REVUELTA JACOBITA

La falta de análisis que ha rodeado a la ausencia de Actas de la Gran Logia de York es un ejemplo de cómo, mientras los historiadores masónicos nacidos durante el Imperio ponían la lupa en acontecimientos marginales sucedidos en Londres (léase Carr y Gould), eventos de mucho bulto acontecidos en la periferia eran ignorados. De repente dejaron de redactarse las Actas de la Gran Logia de York, con lo que se asumió que la Masonería había desaparecido de ese condado. A partir de 1736 las Actas cesan pero no obstante se registra el 4 de marzo de 1752, dentro de la Gran Logia de York, la primera exaltación al Arco Real celebrada en suelo inglés.

Sin duda había muchos miembros de la Gran Logia de York implicados en la Revuelta Jacobita. El Dr. Drake era un jacobita reconocido. Otro prominente Hermano, Bacon Morrit, Tesorero del Condado de York, era famoso por haber brindado abiertamente por el Rey más allá de las aguas, (the King over the waters), que era como se brindaba por el candidato jacobita. Otro Hermano, el católico Willian Arundell, fue condenado a prisión por haber subido en 1754 a los pináculos de la puerta de Micklegate Bar (una puerta de la muralla de York) a recuperar los cráneos de los jacobitas ejecutados. El número de jacobitas entre los Masones yorquinos era elevadísimo, y ello redundó en que la Gran Logia de York entrase en hibernación durante una época en que York era el principal cruce de caminos del ejército jacobita.


No obstante, sería un error pensar que fue únicamente la Gran Logia de York la que vio su nombre empañado por la revuelta jacobita. Entre los masones londinenses nos encontramos también numerosas figuras jacobitas: el Duque de Wharton, el Caballero Ramsay, Alexander Pope, William Hogarth o Jonathan Swift, entre otros. En realidad fue toda la Masonería la que quedó oscurecida por la revuelta jacobita, al punto que el escritor y arquitecto Horace Walpole llegó a escribir: 
La reputación de la Masonería se halla en tan lamentable condición que creo que nada, salvo una persecución, podría hacer que nos volviesen a ver con buenos ojos...



1767 EL RESURGIMIENTO DE LA GRAN LOGIA DE YORK


Taberna del Cuenco de Ponche
en York, en la actualidad.
La Gran Logia de York despertó a finales de los 1760s, lanzándose a partir de 1770 a un ambicioso proyecto con el fin de conseguir lo que no había podido lograr en los años previos a la Revuelta Jacobita: retomar el control de la Masonería inglesa y mantenerla bajo los usos tradicionales. El aguijonazo que haría despertar a los prohombres yorkinos de su apatía sería un acontecimiento inesperado que tuvo lugar en 1767: un grupo de actores fundó dentro de las murallas de la ciudad de York, en la Taberna del Cuenco de Ponche, una Logia con patente Moderna. Por no extendernos demasiado en una historia previsible, el Dr. Drake, acompañado de otros comerciantes y personajes preeminentes de la sociedad yorquina, realizó en Diciembre de 1767 una visita a la nueva Logia para explicarles que aquello era York y que allí no querían Logias con patente de los Modernos. Los actores supieron entender que aquello era una oferta que no se podía rechazar, de modo que no opusieron resistencia alguna. Apenas unos días después, y aprovechando el secuestro de esta Logia, el Gran Secretario de la Gran Logia de York enviaba al Gran Secretario de los Modernos una carta que era poco menos que un reto, en la que no solo reivindicaba su jurisdicción sino que además les dejaba ver que habían resurgido de sus cenizas:


Por la presente el Gran Secretario informa a la Gran Logia de Londres que la Logia que se reunía en York con el número 259 de su Obediencia ha cesado su actividad y que la antiquísima Gran Logia (de York) de Toda Inglaterra es la única con jurisdicción en esta ciudad.
Esta Gran Logia no reconoce a ninguna otra superior, ni rinde pleitesía a nadie, pues existe por su propio derecho, y emite Constituciones y Patentes del mismo modo que se hace en Londres, y gestiona sus proyectos de caridad conforme a los principios masónicos.


Vamos a ir repasando por orden cronológico las Logias que estuvieron bajo jurisdicción yorquina:




1. Logia Talbot Inn (Halifax, Yorkshire, 1738).

2. Logia de Prisioneros de Guerra Franceses de la Taberna El Cuenco de Ponche (York, Yorkshire, 1762). Esta Logia se formó con prisioneros de guerra franceses capturados durante la Guerra de los Siete Años, a los que se dio permiso para moverse dentro de la ciudad y hasta a una milla de distancia. En abril de 1773 fueron repatriados.

3. Logia de Scarborough (Scarborough, Yorkshire). Aunque la Logia operativa de Scarborough había incorporado a seis masones especulativos en 1705, fue refundada con Patente yorquina en 1762.

4. Logia El Roble Real  (Ripon, Yorkshire, 1769). Esta Logia fue fundada con Patente yorquina, pero en 1776 pasó a la jurisdicción de los Modernos. La Logia El Roble Real nº 495 abatió columnas en 1828, pero la actual Logia De Grey y Ripon nº 837 sostiene que sigue manteniendo ciertos elementos del antiguo ritual yorquino.

5. Logia de la Taberna de la Corona (Knaresborough, Yorkshire, 1769).

6. Logia de Hovingham (Hovingham, Yorkshire, 1770).

7. Logia de Flying Childers del Duque de Devonshire (Macchesfield, Cheshire, 1770). En 1770 unos miembros descontentos de la Gran Logia de los Antiguos pidieron a la Gran Logia de York Carta Patente para fundar su propia Logia. La Gran Logia de York se mostró encantada de poder extender su ámbito de influencia al área de Liverpool. No obstante hacia 1774 ya había abatido columnas, y en la misma taberna se reunía la Logia nº 189 de los Antiguos.

8. Logia de la Taberna Nueva (Snainton, Yorkshire, 1778).

9. Logia Druídica (Rotherham, Yorkshire, 1778).



LA GRAN LOGIA AL SUR DEL RÍO TRENT


... sino que alejándose de todos los Antiguos Linderos han ejercido su poder con el fin de formar un nuevo sistema y asumir un poder absoluto, persiguiendo de manera totalmente antimasónica fomentar la división en la auténtica Gran Logia (...) Nosotros siempre prestaremos la debida atención a aquellos que actúen conforme al verdadero espíritu de la Masonería.
John Browne, Gran Secretario de la Gran Logia de York, en una carta al anticuario Josiah Bechwith, referente a la incorporación de las Logias londinenses que les solicitaron Carta Patente para salir de la jurisdicción de los Modernos.


William Preston en 1812.
No deja de ser una pequeña ironía del destino el hecho de que fuese la Logia del Ganso y la Parrilla, que albergó la celebérrima reunión de 1717, la que se rebelase contra lo que ella misma había ayudado a crear. Desde 1770 esta Logia había cambiado su nombre por el de Logia de Antigüedad, y capitaneada por William Preston, autor de Ilustraciones de Francmasonería, y coautor del Ritual Masónico más empleado del mundo hoy en día (Preston-Webb, versión americana del Rito de York) y alma mater de esta Logia, buscó el cobijo de la Gran Logia de York. Como suele ser habitual en estas situaciones, una excusa aparentemente pequeña sirvió para desencadenar el conflicto: aunque se habían prohibido los desfiles en 1740, Preston y un grupo de Hermanos habían desfilado desde la iglesia local hasta su Logia, en un paseo prolongando intencionadamente, lo que causó malestar entre algunos Hermanos, quienes les denunciaron. El cisma estaba servido, y la Logia literalmente se dividió, quedando una parte bajo jurisdicción de los Modernos y otra parte bajo jurisdicción de York. Este episodio enveneó durante 13 años las relaciones entre yorquinos y Modernos, dado que Preston había colocado como Venerables de la Logia al Conde de Weymouth y al Conde de Hungtingdon, lo que le daba a la Logia una proyección social muy fuerte.


El río Trent separa el norte
y sur de Inglaterra, así como
sus jurisdicciones religiosas.
El Río Trent
La Logia de Antigüedad se erigió en Gran Logia al Sur del Río Trent (el Río Trent es el que separa la Inglaterra del norte de la del sur, así como las jurisdicciones eclesiásticas de York y Canterbury) y, aun permaneciendo subordinada a York, emitió dos Cartas Patentes para sendas Logias, con lo que tenemos las siguientes tres Logias yorquinas en Londres:



10. Logia de Antigüedad (Londres, de tiempo inmemorial).

11. Logia de la Perfecta Observancia (Londres, 1779).

12. Logia de Perseverancia y Triunfo (Londres, 1779).


A principios de los 1780 la Gran Logia de York intentó establecerse de nuevo en el área de Liverpool, y reclutó miembros de Logias tanto antiguas como modernas para formar el primer Campamento Templario de Lancashire. Tanto Antiguos como Modernos tenían ya Arco Real (la primera Exaltación moderna tuvo lugar en 1766), pero todavía no había Campamento Templario en la zona, y en Londres apenas había comenzado a existir el Templarismo bajo la dirección del visionario Thomas Dunckerley. El Campamento fue denominado Campamento Templario nº 15 de Manchester. Este esfuerzo se vio acompañado por la fundación de otras dos Logias:


13. Logia de Fortaleza (Manchester, 1790)

14. Logia de Esperanza (Bradford, Yorkshire, 1792)



La Gran Logia de York consagró también cuatro Capítulos de Arco Real:

Capítulo El Roble Real  (Ripon, Yorkshire, 1770)

Capítulo de la Taberna de la Corona (Knaresborough, Yorkshire, 1770).

Capítulo del Regimiento de Dragones de Inniskilling (Capítulo militar, 1770)

Capítulo Druídico (Rotherham, Yorkshire, 1780).


Y dos Campamentos Templarios:

Campamento Rotherham (Rotherham, Yorkshire, 1780).

Campamento Mánchester (Mánchester , 1786)




EL DECLIVE DE LA GRAN LOGIA DE YORK

Catorce Logias, de las cuales únicamente siete u ocho coexistieron al mismo tiempo, son muy pocas Logias para poder garantizar la pervivencia de una Obediencia masónica en un contexto masónico tan efervescente como el del Siglo XVIII. Hacia 1795 únicamente quedaban activas la Logia Druídica y la Logia de Fortaleza. Las tres Logias de la Gran Logia al Sur del Río Trent, con Preston a la cabeza se reincorporaron a los Modernos, celebrándose una velada en la Preston pidió disculpas, y se celebró la fusión de las dos mitades de la Logia de Antigüedad, la que había permanecido bajo patente Moderna y la que se había cobijado bajo jurisdicción yorquina.

En el Campamento Templario Jerusalén nº 5, de Manchester, los miembros se denominan Señor Caballero, cuando lo normal es ser Caballero, a secas. Esto se debe a que han mantenido el uso yorquino de Señor Caballero. Quedan fragmentos rituales en los distintos Workings de Yorkshire, pero sobre todo la gran aportación de la Gran Logia de York fue el sistema de Arco Real como Grado siguiente al de Maestro, para a continuación proseguir con el Campamento Templario, que es tal y como se trabaja hoy en día en Inglaterra (sin Marca ni Super Excelente Maestro).